sábado, 13 de enero de 2007

...

Hoy escribo y no sé de qué escribo, simplemente siento que necesito hacerlo. Escribo sobre la marcha, sin pensar demasiado así que no sé qué va a salir de aquí.

Hasta hace 4 o 5 meses este blog sólo eran penas, sin embargo cuando lo abrí lo que pretendía era autoanalizarme. Se me da bien escribir y quise utilizarlo para conocerme mejor a mí misma. Releo a veces post antiguos, textos que tengo escritos sin publicar, poemas, pequeños cuentos y veo claramente lo que quería expresar aunque en ese instante creyera que no lo tenía nada claro.



El blog empezó siendo una cosa, un mecanismo para conocerme mejor, y acabó siendo otra, un lugar en el que desahogarme porque en este lado no podía gritar, ni patalear, ni llorar por tener el corazón roto.

Ahora he vuelto al autoanálisis con mis post sobre Christopher Boone; aún me queda mucho por decir y espero saber expresarlo.

Sin embargo hay algo de lo que apenas he hablado aquí y cuando lo he hecho nadie o casi nadie lo ha notado. Desde hace unos meses hay alguien nuevo conmigo. Empezó observando mi proceso de reconstrucción y ha acabado convirtiéndose en imprescindible.

Hemos hablado a veces de lo importante que fue que llegara cuando el proceso estaba en su tramo final, que el camino lo hiciera yo por mi misma y no por nadie más. Creo que cuando intentas recuperar un corazón roto acercándote a otra persona nunca lo solucionas, sólo aplazas el dolor, y al final te encuentras con dos heridas sangrantes una junto a la otra. Prefiero nuestro método, cada cual lo arregla por su lado y cuando ya está más o menos cicatrizado puedes volver a ponerlo en funcionamiento; esa cicatriz antigua hará que sea más resistente.

21 comentarios:

amelche dijo...

Pues me alegro de que tengas compañía porque, así, se cicatriza más rápido, ¿no? Aunque ya el proceso hubiera empezado antes. Suerte y un abrazo.

¿No se llamará Jordi? Es que las letras de verificación dicen: "ujyordy". (Es broma, pero me hizo gracia lo de las letras.) O igual me están diciendo que hay un Jordi que me espera y yo, sin enterarme.

miss marple dijo...

Hola If,

Me alegro de que estés mejor. Es curioso, pero las dos estábamos mal cuando nos conocimos y ahora las dos estamos en paz.

Recuero que cuando estábamos en el insti, una profe de inglés nos proyectó una peli,"La gran O", era de una gran piedra que iba rodando por el mundo buscando su media naranja y se acercaba a distintos elementos de la naturaleza y veía que no encajaba hasta que después de mucho rodar ya no era tan grande y se encontraba con una piedra pequeña que ahora era de su mismo tamaño. Una vez pulida, había encontrado a su otra naranja. La profe nos dijo algo así como que antes de ser dos primero tienes que ser "uno". Si eres un ser a medias, poco tendrás que ofrecer.

Estoy totalmente de acuerdo contigo, y te he contado esta historia porque refleja lo que dices y me la has recordado al leerte.

En cuanto a mensajes cifrados, hay una peli "La gran vida", con Carmelo Gómez y una Salma Hayek que hace de camarera y dice que ve el nombre de quien ama en una botella o un cartel tapando las letras que sobran con el dedo. Pues según ella, hay mensajes a nuestro alrededor.

Lástima, que cuando vea el nombre de Brad Pitt en un cartel no es que vaya a ser el hombre de mi vida sino que anuncia su próxima peli,jeje.

Besos If y besos para esa persona también, le doy las gracias por hacerte feliz.

María dijo...

If, tu blog me borra los comentarios :(

Bueno, pues como te decía, que aunque ya te lo dije en su momento, me alegro un montón, de verdad.
Un abrazo!!

metis dijo...

asi lo espero, que cicatrice bien. Solo tienes que hacer que no se abra de nuevo. Pero para eso tienes una buena ayuda.

besos

vylia dijo...

A veces la compañía es lo único que hace falta. Y me imagino que si existiera, algo más haría falta. Se trata de borrar las cicatrices.

Un abrazo.

xnem dijo...

Por mi propia experiencia creo que un blog es eso una herramienta, que en principio no sabemos
para que sirve, ni como se maneja.
Me ha gustado mucho el título de este post. Es lo que yo pienso de él. Por primera vez no tengo claro ni que es lo que quieres decir, ni por que, lo que si tengo claro es que tienes muchas ganas de decirlo.

Ayla tiene cuatro cicatrices en la pierna, cuatro heridas que le dejaron la marca de su tótem; el León Cavernario.

Nadie es imprescindible, has sido TU la que ha logrado lo que has conseguido.

xnem dijo...

Miss marple también lo ha entendido; “el mundo nos habla!”.

Hay que intentar escuchar.

Miss M; intenta ir tapando letras a Brad Pitt.

zcmtm

bowie dijo...

me alegran mucho esos cambios positivos.

te sigo leyendo

va el abrazo

Anónimo dijo...

Las penas no fueron solo penas, fueron la manera de autoanalizarte, de sacar tus sentimientos para poder entenderlos mejor, en ese momento necesitabas expresar aquello y gracias a ello has aprendido sobre tí. Estoy segur@ de que gracias a todo lo que has escrito y lo que estas releyendo te estas conociendo mejor. Tod@s necesitamos conocernos para estar preparad@s para el cambio.
Y es bueno tenero un bastón en el que apoyarse cuando se esta mal (y cuando se esta bien), pero no a alguien que actue de balsa de salvacion, la vida es supervivencia, o espavilas o la diñas, y aunque no la diñes gracias a la ayuda de alguien, jamas sacaras ningun aprendizaje de ese recorrido, asi que ese camino hubiera sido en vano. Y aunque suene belicioso (o como co*o se diga), las heridas de guerra no significan honores, significan experiencia. ¡Mucha suerte desde este momento y muchas felicidades!

TOROSALVAJE dijo...

Recuerdo tus peores momentos, la primera vez que te leí, el impacto que recibí de tu sinceridad aplastante.

Te has levantado tú sola.

No es fácil.

if dijo...

Amelche, no, no se llama Jordi. No lo acertarías en la vida jajaja

Miss Marple, recuerdo que tú no estabas muy bien pero que no soltabas prenda. Me alegro de que también haya llegado la paz. A veces le hablo de ti así que sabe quien eres. Le paso tus besos.

María, gracias y espero que lo tuyo se soluciones, sea en el sentido que sea.

Vylia, la compañía no lo es todo pero ayuda a difuminar las cicatrices y sobre todo a verlas en su justa medida.

Xnem, me costó pensar el título. ¿Es lo que piensas de él? Me tienes que explicar más eso. Y, bueno, sé que realmente no es imprescindible, que puedo seguir sola, pero acompañada todo es un poco más fácil. Y más divertido. hmuotqu

Bowie, me quedo con el abrazo. Gracias por seguir leyendo.

Anónim@, se dice belicoso :P Hay gente que siempre toma baklsas de salvación, es su costumbre, y el día que hace aguas no sabe poner un parche y se hunde. Yo no quiero ser así y no voy a serlo 1/2 :)

Toro, no es fácil pero si yo he podido cualquiera puede. Gracias por tu ayuda, por escuchar mis dudas respecto a V. Un beso, y un abrazo, y otro abrazo, y más abrazos... jajaja

amelche dijo...

Bueno, pues ya se uno de los nombres que no es. Ahora sólo me falta ir tachando entre los miles o millones de nombres que existen en el mundo... O sea, que de aquí a los cien años igual lo he acertado ya.

MARÍA: ¿Te has cambiado a Beta? Si te has cambiado, por eso te borra los comentarios. Tienes que entrar con la cuenta de Google.

XNEM: ¿Qué quiere decir el mundo cuando me habla con estas letras?
jciKKOw (La mayúscula la he puesto yo para subrayar que parece que dice que es un cacao. O igual el mensaje es lo mismo, pero sin la o.)

María dijo...

Lo mío, te refieres a "aquello"?
No suelo darme por vencida normalmente pero, tiré la toalla porque no había nada que hacer. Ahora le tengo un odio profundo. O por lo menos intento convencerme de eso.

Amelche: no me he cambiado, no sé por qué es, a veces me pasa que esto se queda colgado. No sé.

Stefy dijo...

¡Hola!
Creo que yo fui una de las que te dijo que en tu blog no había "nada más que penas". ¿Recuerdas? Íbamos de camino a la estación de autobuses. Ahora ya no es así y me alegro. No se si gracias a esa persona o gracias a tí misma has conseguido salir del bache, pero lo has conseguido. Enhorabuena.
P.D.- Me alegro de que te vaya bien con "esa" persona.
Besos

Vita dijo...

Hoy escribo y no sé de qué ni por qué escribo… a veces escribo así, en realidad casi siempre, sin embargo, mira por donde, yo pensaba que tú eras más racional que yo.

Hace ya unos meses me tropecé con Guillermo de Occam en tu blog y pensé algo así como vaya… esta debe ser una chica lista… luego seguí leyendo, la chica lista a ratos parecía triste.

Un blog es un buen lugar para patalear, tus pataleos con forma de palabras aliñadas con comas, puntos y esas cosas, no están mal.

Autoanálisis con Boone, Christopher Boone, leí sobre el misterio de ese incidente de un perro a media noche un tiempo antes de que tú comenzaras a hablar de ello. A mí también me sirvió como herramienta para reflexionar sobre ciertas cosas, aunque yo soy de letras, bastante más caótica y, por supuesto, menos lista que Christopher. Y sin embargo, dice alguien, que me conoce bien, que pensó en mí al leer ese libro.

¿Hay alguien nuevo contigo? Eso rompe con la imagen de chica solitaria que me había forjado de ti, tendré que forjarme otra imagen, supongo.

Ahora me pondré seria, junto mis labios, me pongo derecha en la silla y adopto una expresión de severa seriedad, para decirte que en estos meses te he visto (poco pero te he visto) crecer y, sí, como tú bien dices el camino lo has hecho tú. Compartir implica tener algo que compartir y tú de eso tienes. Es mi opinión.

Ah! Por cierto… a mí siempre me gustó el nominalismo, después de tantos años de oscurantismo era como un soplo de aire fresco dentro del rancio pensamiento medieval que era todo excepto racional. Y, sin embargo, no siempre funciona eso de “Entia non sunt multiplicanda praeter necessitatem” afortunadamente los sentimientos no saben de razones, o quizás se trate de otro tipo de razones no tan razonables. En fin...

Besos if (qué bien que decidieras llamarte así).

xnem dijo...

Esto cada día se pone mas interesante, aunque creo que ahora empieza “House” y la peña debe estar ante la tele. Que por aquí he visto muchos fans del doctor cojo.

“Lo tuyo”, “Lo mío”, “aquello”, “…” creo que todo es lo mismo.
Escribimos por una razón principal, no podemos dejar de hacerlo, hay que titular y poner nombre a las cosas para entendernos, porque nos divierte, pero no es ni sencillo, ni necesario, a mi “…” me parece un título genial, mejor que “2,7,11” o “%&/” por poner dos ejemplo a voz de pronto, hay cosas que no sabemos como nombrar, y otras que no queremos. Y como veía planeando algo en el texto que tu no sabes aún como atrapar, pues por eso me parecía perfecto.

Estos días hablaba de la soledad ya lo sabes y “…” es un poco también eso.

Oski dijo...

Yo también he analizado el porqué escribo en mi blog, viva la casualidad jajaja.

Un abrazo me alegra leerte de nuevo.

if dijo...

Metis, siento haberte saltado. Tengo una gran ayuda pero la cicatrización ha sido mía. Estoy muy orgullosa de eso. Un beso.

Amelche, creo que ni en cien años. SI algún día me da por ponerlo aquí (que no creo) tendrás la exclusiva.

Stefy, del bache he salido yo pero lo disfrutamos en pareja. "Esa" persona se ríe mucho con tus ocurrencias lala

Vita, a ver si me explicas más cosas de Occam, que le experta eres tú. Sigo siendo una chica solitaria, solo que ahora también me gusta estar en pareja. Eso sí, mis momentos de soledad siguen siendo importantes. Y sí, es una suerte que eligiese ese nombre.

Xnem, suelo pensar mucho los títulos de los post aunque no lo parezca. Me parecen importantes aunque a veces no paerzcan relacionarse con el tema del post.

Oski, será que enero nos obliga a recapitular. Acabo de venir de tu blog y te juro que no te he copiado, había escrito el post que viene después de este antes de ver el tuyo sobre Peter Pan. Creo que tú y yo hemos empezado el 2007 demasiado próximos, ¿no?

xnem dijo...

Lo se. Y me gustó tal cual.

Blueyes dijo...

Buenos dias...te acabo de encontrar en el ciber mundo...me gustaria quedarme a leerte, no puedo, debo vestirme e ir a la oficina.
En este post tenemos algo en común, estoy sorprendida.
Feliz viernes & 1 beso.

The Wicked Witch of the West dijo...

Pues sí. No hay nadie capaz de ayudar en eso. Y lo peor es que las cicatrices, a pesar de ser antiguas, tienden a ser roñosas y supurar cuando les viene en gana. Así que no hay que bajar la guardia, aunque venga bien rebajar la presión de vez en cuando.